¿PORQUÉ DEPURAR EL DESORDEN GENERA MIEDO?

Categoría: Sin categoría


El acto de depurar (decluttering) puede generar miedo, dudas acerca de las decisiones que se está tomando, sentimientos de culpa o la sensación de sentirse abrumado.

 Aunque esto pueda ser muy inconsciente, el acto de deshacerse de cosas materiales puede generar una sensación de “pérdida de identidad”, ya que se puede sentir la sensación de no saber quién será la persona sin sus pertenencias o sin sus historias pasadas.

Las personas evidentemente se transforman con el tiempo, a la vez que sus espacios se transforman, pero en muchas ocasiones las personas prefieren mantener objetos físicos en sus espacios para mantener vivos recuerdos de sus “yoes” pasados.

Estos miedos también aplican hacia el futuro, que por su puesto al deshacerse de objetos se puede generar miedo al futuro, por el hecho de no tener claridad de quién será la persona con las nuevas renovaciones del espacio.

Pueda que la mayoría de las personas no experimenten conscientemente estos miedos, y le pongan otra “etiqueta” al miedo, a la duda o a la culpa, como la excusa de falta de tiempo, o de cansancio, o de falta de ayuda externa.

Pero en realidad, el acto de depurar tiene que ver con todos estos componentes del inconsciente, pues va mucho más allá de sólo limpiar el desorden aparentemente físico.

Depurar significa tener la mirada y perspectiva de tu vida con “ojos frescos”, que te genere por el contrario sentimientos de confianza en ti mismo, en reafirmarte en tu capacidad para tomar las decisiones adecuadas según tu momento de vida, en fortalecer tu autoestima sabiendo que tu guía interior es sabia, y en tener la esperanza de que todo que todo lo que se está soltando, desplegando de tu vida, tiene un propósito de generar mayor espacio para lo nuevo.

Por esto es que al practicar constantemente el estar “vaciándote”, “dejando ir”, por más que genere miedo, ansiedad, inseguridad, incertidumbre, te hará más fuerte que incluso yendo todos los días al gimnasio a fortalecer tu cuerpo, pues ésta, es realmente una fortaleza interior que te dará libertad y claridad.

 Recuerda, “Lo mejor siempre pasa adentro, en tu propio Hogar”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

shares